tips para dormir bien

Tips para un baño relajante

Un baño puede convertirse en el aliado perfecto para tu cuerpo y tu mente. Además de tener múltiples beneficios para tu piel y tu organismo, un baño es tiempo para descansar y ocupar tu mente con pensamientos agradables, incluso para dejar la mente en blanco.

Si quieres conseguir ese momento perfecto y disfrutar de los múltiples beneficios de un buen baño relajante sigue estos pequeños tips y verás cómo renaces después de pasar un tiempo disfrutando del agua.

Tiempo

En primer lugar, busca el momento perfecto, ese en el que sabes seguro que nada ni nadie interrumpirá TU MOMENTO. El tiempo ideal para darse un baño relajante es de, al menos, 30 minutos. Asegúrate de que tienes esos 30 minutos para ti y que vas a poder disfrutarlos al máximo. Debes convertir la hora del baño en un tiempo de relajación sólo para ti

Ambiente

Crea una atmósfera perfecta para acompañar ese “break” que tanto te mereces. Una buena música puede ser el estímulo perfecto para dejar la mente en blanco y pensar solo en la calma del momento.
Además de la música, una iluminación adecuada también influirá a la hora de crear tu oasis particular. Evita la luz intensa o brillante, unas velas pueden aportar la luz necesaria y perfecta para dar ambiente a tu baño.

Temperatura

La temperatura a la que debe de estar el agua de la bañera es una cosa de lo más personal y, por supuesto, debes poner el agua a la temperatura ideal para ti. De todas maneras, los expertos aconsejan mantener el agua entre 37 y 38 grados, solo un poco por encima de la temperatura corporal.
Por otro lado, si vas a darte un baño, es importante que la temperatura ambiente esté entre los 20 y los 25 grados para que la experiencia sea lo más rica posible.

Preparación

Por último, pero casi lo más importante. Antes de meterte de lleno a disfrutar de tu baño es importante que prepares todo aquello que te hará falta durante este lapso de tiempo para que no tengas que interrumpirlo y puedas disfrutarlo al máximo.
Pon a tu alcance aquello que puedas necesitar: esponja, toalla suave, jabones, geles, sales de baño…. es importante que tengas a mano todos los productos de cuidado corporal que vayas a querer aplicarte y que harán de tu baño una experiencia única.

Disfruta y desconecta

Probablemente has decidido darte un baño porque necesitas un momento para ti, llevas estrés acumulado, has pasado una mala semana, hay mucho trabajo….las razones por las que has decidido darte un baño son infinitas así que ahora es tiempo de disfrutarlo, dejar la mente en blanco y dedicarte este merecido momento.

baño y relax

Si te han entrado ganas…No lo dudes, date este baño, disfrútalo y relájate. Te lo has ganado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecer una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, acepta el uso que hacemos de ellas. Puede cambiar la configuración de cookies en cualquier momento.