deporte_en_navidad

Cómo controlar el peso estas fiestas navideñas

No queda nada para dar el pistoletazo de salida a las fiestas navideñas y a los atracones que la acompañan. Hay estudios que apuntan que durante esta época del año se suelen coger entre 2 y 4 kilos. Así, la Navidad puede convertirse en un obstáculo a la hora de mantener el peso, el tono muscular y el ritmo de entrenamiento, debido a las cenas de empresa, las reuniones con los amigos y, por supuesto, las cenas familiares. Lograr mantener todo ello y no caer en la tentación entre tanto exceso es difícil pero tenemos algunos consejos para ayudarte a controlar el peso esta Navidad.

Presta atención:

1.   Comete excesos solo en las fechas más señaladas

La cena de Nochebuena, el día de Navidad, Fin de Año, la comida de Año Nuevo y, por supuesto, el día de Reyes con su roscón. No es necesario renunciar a los grandes banquetes navideños pero, si quieres mantener tu peso a raya, deberás compensarlo el resto de días en los que no hay “eventos” alrededor de la mesa. Si te portas bien los días sin banquete lograrás compensar los excesos. Verduras, ensaladas y, pescados y carnes a la plancha pueden ser tus grandes aliados.

2.   ¡Muévete!

Con dedicar unos 30 minutos al día de actividad física extra podemos compensar ese exceso de calorías de las comidas navideñas. Empieza el día corriendo o realiza un largo  paseo a buen ritmo después de comer. Un poco de ejercicio te ayudará a mantenerte.

3.   Cuidado con el alcohol

Controla la cantidad de alcohol que ingieres, ya que éste aporta calorías vacías. Además, también es importante que te alejes, en la medida de lo posible, de los refrescos y los combinados que aportan mucha azúcar y un exceso de calorías. Aunque no es necesario que renunciemos a una copa de vino en las comidas y alguna de cava, es importante que tengamos un control.

4.   Evita el picoteo

Aunque esta premisa parece imposible de seguir en estas fechas tan señaladas es importante que tomemos conciencia de todo lo que ingerimos antes de sentarnos en la mesa. Trata de evitar el picoteo mientras cocinas y resérvate para el banquete que te espera una vez la comida esté servida.

5.   Dulces sí, pero poco

Es imposible renunciar a probar esos polvorones y turrones artesanos que tu primo trae del pueblo. Además, seguro que alguien ha hecho un flan casero o una deliciosa tarta y, por si fuera poco, está también esa caja de bombones que te han regalado en el trabajo. Si no quieres decirle que no a todo, trata de tener cautela y sírvete raciones pequeñas. Si vas a probarlo todo, es recomendable que no sea con un atracón.

control_peso

6.   Evita el estrés

El estrés es uno de los principales motivos en los que suele aparecer el ansia por la comida y aquí es dónde podemos pecar de consumir calorías extra.  Evita las situaciones que te puedan alterarte y tómate un respiro cuando lo necesites. Sabemos que es difícil en estos días pero, si respiras profundo, podrás lograrlo.

7.   Disfruta, es una vez al año

La Navidad está para disfrutarla, es cierto que es importante que nos controlemos para que la cuesta de enero no se haga tan cuesta arriba en lo que a peso se refiere, pero sin obsesiones. Si renunciar a algunos excesos te produce ansiedad o te genera malestar, no te preocupes, trata de disfrutar al máximo de estos días, contrólate lo que puedas y, si te pasas un poco no te agobies.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecer una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, acepta el uso que hacemos de ellas. Puede cambiar la configuración de cookies en cualquier momento.